anuncio


Meralgia parestésica

Meralgia parestésica es la neuropatía por atrapamiento del nervio femorocutáneo. Este cuadro se debe generalmente a un atrapamiento del nervio en su pasaje de la pelvis a la región inguino-crural. Si bien esta afección no es muy frecuente, se reconoce por su presentación clínica caracterizada por dolor o parestesias en la cara anteroexterna del muslo. 





Meralgia parestésica
La meralgia parestésica es un síndrome de dolor. Los síntomas típicos son entumecimiento, hormigueo y dolor en la parte lateral y anterior del muslo. En el siglo 19 esta condición fue descrita y el vínculo establecido fue con problemas relacionados con el nervio cutáneo femoral lateral, un nervio puramente sensorial. Este nervio sólo se ocupa de las sensaciones y no tiene ningún papel con la acción muscular, pero transmite sensaciones de las zonas del muslo. La incidencia de este problema no es particularmente clara, pero podría ser reconocida.
La causa más común de este síndrome es la presión inadecuada sobre el nervio en puntos concretos donde. Tener sobrepeso puede ser un factor de riesgo para esta afección y se ha registrado que ha sido como causado por la utilización de un cinturón apretado. Varios procedimientos quirúrgicos pueden ser factores agravantes, como el reemplazo de cadera, el injerto óseo y la cirugía para los cuádriceps.

Hay varias áreas a lo largo de este nervio cutáneo en los que se puede sufrir la compresión, a medida que sale desde el interior del músculo psoas, pasa por las proximidades del ligamento inguinal, pasa cerca de la zona ósea de la parte delantera de la pelvis y finalmente emerge en el muslo a través de la capa resistente de tejido conectivo llamadas de la fascia lata. Neuropraxia es el nombre dado a esta forma menos perjudicial de daño a los nervios de compresión en cuyo caso el nervio pierde parte de su cubierta de aislamiento que se conoce como la vaina de mielina.

La meralgia parestésica es una condición producido por la mononeuropatía del nervio cutáneo femoral lateral. Aunque el nervio puede ser lesionado en cualquier lugar de su recorrido, lo más frecuente es el atrapamiento en la región de la espina ilíaca anterosuperior cuando pasa por debajo o a través del ligamento inguinal para recoger la sensibilidad de la cara anteroexterna del muslo. Es un cuadro relativamente frecuente en la población con una incidencia de 4,3 casos por 10.000 personas-año. La enfermedad muestra un leve predominio masculino. Puede iniciarse a cualquier edad, y se han descritos casos pediátricos, aunque lo más frecuente es su inicio en la cuarta y quinta décadas. La mayoría de los casos son unilaterales, pero hasta un 20% de los casos son bilaterales

DiagnósticoEl diagnóstico de la meralgia parestésica se basa en la anamnesis y en una exploración neurológica coherente con la afectación sensitiva en la cara anterolateral del muslo sin otra clínica neurológica, urológica o gastrointestinal. La síntomatología usual incluye parestesias tipo acorchamiento o tipo hormigueo, o dolor, ya sea urente, en forma de pinchazos u opresivo, con un importante componente postural, clínica que se ve agravada por la postura erguida o el caminar y mejora al sentarse. La exploración neurológica muestra una alteración sensitiva, generalmente hipoestesia, aunque también hay hiperalgesia o alodinia. Un signo de Tinel positivo no consta en ninguna historia. Se ha propuesto como prueba de alta sensibilidad y especificidad el test de compresión pélvica, consistente en la compresión manual durante unos 45 segundos sobre la pelvis con el paciente tumbado sobre el lado sano.

Se ha recomendado la medición de la velocidad de conducción sensitiva del nervio afecto, como la mejor prueba para confirmar la sospecha diagnóstica. Sin embargo, esta prueba es difícil y algunos autores recomiendan hacer el diagnóstico si hay una historia y exploración típica, y sólo realizar un estudio neurofisiológico en casos en los que haya una presentación atípica: sospecha de radiculopatía si hay dolor lumbar, sospecha de plexopatía en casos de masa o infiltración, o sospecha de polineuropatía o de otra mononeuropatía si hay lesión en otros niveles


anuncio

Posted in . Bookmark the permalink. RSS feed for this post.

Leave a Reply

Con la tecnología de Blogger.

Buscar

Swedish Greys - a WordPress theme from Nordic Themepark. Converted by LiteThemes.com.